Cala Pilar

Playa virgen en el norte de la isla, pertenece al municipio de Ciudadela.

Esta es otra de las playas típicas del norte, nos encontramos ante un entrante de mar que se adentra unos 100 metros en la línea de la costa y queda bastante protegido del viento cuando es moderado, si hay viento fuerte mejor no acudir a esta playa ya que resulta muy molesto. Rodeada en sus extremos por una colina y acantilados de baja altura se puede diferenciar claramente el color rojizo de la tierra que suele ser común en esta parte de la costa.

La arena es dorada con tonos rojizos y el agua presenta distintas tonalidades, en algunas zonas puede verse un color turquesa claro o casi transparente, pero predomina el verde más oscuro; cuando el mar se mantiene en calma da la sensación de tratarse de una piscina. Encontramos un fondo con diversas formaciones rocosas y un entorno seco, con vegetación de escasa altura que se ha adaptado a las dunas y a las adversas condiciones meteorológicas que suele haber en la costa norte.

Las dunas más llamativas las encontramos en la parte trasera de la playa debidamente protegidas por la clásica valla de cuerda que vemos en muchos lugares de Menorca.

No es una playa a la que sea fácil llegar, y dependiendo del camino escogido se recomienda ir bien preparado para caminar aproximadamente 40 minutos. También hay que tener en cuenta que una vez en la playa no contaremos prácticamente con ningún tipo de servicio, lo único que hay en la zona es una fuente de agua potable que facilita bastante las cosas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *